Las empresas con más mujeres directivas son más rentables

Oriol Amat Erola Palau

Oriol Amat
Decano de la UPF Barcelona School of Management

Erola Palau Pinyana
Investigadora en el Área de Business & Strategic Management de la UPF-BSM

-

A medida que una empresa cuenta con más mujeres en el consejo, el endeudamiento se reduce. Por tanto, el nivel de riesgo es menor

Más mujeres directivas supone menos riesgo y mayor rentabilidad 

El tema de la participación de la mujer no solamente es un tema de justicia social, sino que también tiene efectos beneficiosos. En el mundo anglosajón hay muchos estudios que demuestran que a medida que aumenta el peso de la mujer en los consejos, las empresas son más rentables y menos arriesgadas. De todas formas, también hay estudios que indican que para la buena marcha de las empresas es más relevante la competencia que tienen las personas que la diversidad de género. 

Sobre estas cuestiones recientemente hemos hecho un estudio sobre la situación en las pymes catalanas y también hemos escrito en medios como Via Empresa y L'Econòmic. La conclusión principal es que a medida que una empresa cuenta con más mujeres en el consejo, el endeudamiento se reduce. Por tanto, el nivel de riesgo es menor. No olvidemos que, en las empresas que cierran, una de las características más comunes es el exceso de deuda. El menor nivel de deudas tiene varias posibles explicaciones entre las cuales el estudio destaca: 

  • La menor aversión al riesgo de las mujeres.  
  • Las mujeres preguntan más sobre los efectos múltiples que tiene cualquier decisión. 
  • Los consejos con más mujeres evalúan de forma más integral el impacto de la decisión en todas las partes interesadas.  

Un estudio hecho en los Estados Unidos, por ejemplo, concluye que, con solo una mujer en el consejo de administración, ya se reduce el riesgo de quiebra en un 20%. En nuestro estudio, también se concluye que a medida que aumenta el peso de las mujeres en los consejos, aumenta la rentabilidad. 

Pero el peso de la mujer en los consejos y en los puestos de dirección es todavía bajo

Aunque las mujeres son el 60% de las personas graduadas en administración de empresas (datos de la OCDE), en Europa solo ocupan el 34% de posiciones en consejos de administración (según Korn Ferry). Y, según la CNMV, el porcentaje de mujeres en los consejos de administración de las compañías cotizadas catalanas es del 26%. La diferencia entre mujeres graduadas y mujeres consejeras, por tanto, es importante aunque se ha ido reduciendo en los últimos años (en 2003, por ejemplo, en Europa la presencia de mujeres en los consejos era del 9%). 

En el conjunto de empresas catalanas que depositan cuentas en el Registro Mercantil, el 81% tiene consejos con mayoría de hombres. Los sectores donde hay más mujeres consejeras es en la educación, la sanidad y los servicios sociales. En cambio, los consejos masculinizados predominan en la industria, la comunicación y las TIC

Barreras que dificultan el acceso de la mujer en posiciones directivas

Varios estudios señalan la existencia de barreras intangibles (techo de cristal) que dificultan que una mujer alcance posiciones directivas. Estas barreras vienen provocadas por actitudes de personas que no ven a las mujeres como líderes y, por otros temas, como la dificultad de conciliar vida profesional y familiar. Un estudio de Harvard de 2013, por ejemplo, indica que el porcentaje de personas divorciadas en los consejos de administración es mucho más elevado en las mujeres que en los hombres. Por tanto, las mujeres pagan un coste personal más elevado para desarrollarse profesionalmente. 

Volviendo al estudio que hemos realizado, es relevante saber cómo lo viven las mujeres. Por eso, hemos investigado sobre la percepción que tienen las mujeres en relación con sus posibilidades de promocionar en las empresas y llegar a cargos directivos y consejos de administración. De entre las principales conclusiones, destaca que las mujeres consideran que tienen menos posibilidades de promocionar que los hombres. Esto genera una insatisfacción que es mucho más elevada en las empresas que están muy masculinizadas. Es decir, la percepción de las mujeres sobre sus posibilidades es peor en las empresas con mayoría de hombres en los puestos de dirección y en el consejo

Las mujeres consideran que tienen menos posibilidades de promocionar que los hombres. La percepción de las mujeres sobre sus posibilidades es también peor en las empresas con mayoría de hombres en los puestos de dirección y en el consejo

Posibles soluciones

Con tal de mejorar la situación, hay países como Noruega, Canadá, Francia, Italia, Bélgica, Holanda y Alemania que han introducido cuotas mínimas obligatorias de mujeres en los consejos y, de esta forma, han conseguido aumentar sustancialmente la presencia femenina en los consejos. En otros países como España, por ejemplo, no hay obligación de llegar a un determinado porcentaje, pero la CNMV recomienda que las mujeres representen al menos el 40% de los puestos en los consejos de administración. Cuando no se llega, la empresa debe dar explicaciones en su informe anual. Es lo que se llama "cumplir o explicar". 

Conclusiones

Tenemos varios problemas. Por un lado, la menor participación de la mujer en los puestos de dirección hace perder oportunidades a las empresas para ser más rentables y menos arriesgadas. Y también hay el problema de la percepción de injusticia que esta situación genera en las mujeres. Teniendo en cuenta el objetivo de justicia social y también los intereses económicos de las empresas, es necesario seguir trabajando para que las mujeres ocupen la posición que les corresponde en los consejos

.